La energia árbol de la primavera

primavera2

Por Patricia Restrepo

En primavera se aconseja ir a la cama pronto, levantarse pronto a pasear para absorber el fresco de la mañana. Es adecuado hacer ejercicio con más frecuencia y utilizar ropa cómoda. Es una estación ideal para estirar los tendones y los músculos.(Extraído del clásico de la Medicina China-Neijing)

En la ancestral sabiduría oriental, al movimiento emergente y ascendente que deviene del movimiento flotante y profundo del invierno se le llama energía árbol o energía madera.

Es la energía que en la naturaleza despunta, brota y germina. Afecta a todo ser viviente, plantas, animales, humanos.

Este movimiento que emerge creativo, que tiende a desenvolverse en el espacio proyectándose con ímpetu como los primeros retoños verdes en los campos y jardines, también emerge en nuestro interior y puede ser extasiado y pletórico o colapsado y castrado dependiendo del estado de nuestro hígado y vesícula biliar, órganos que representan la primavera en nuestro cuerpo.

Para sintonizar con la alegre danza exterior que se manifiesta en toda la gama de verdes, brotes y bayas en la naturaleza; el hígado y la vesícula deben permitir el viaje de este flujo árbol que ocurre a lo largo de la parte derecha del cuerpo subiendo desde la pierna.

Este flujo se detiene o colapsa si no hemos eliminado toxinas, grasas, o energía pesada del invierno, manifestándose en el humano con un carácter agrio, irritable, en algunos casos irascible, frustrado, agresivo, patético, prematuro, desconfiado, ambivalente, contraído o demasiado extrovertido. Por ello la primavera, en todas las culturas, es conocida como la época de depuración; y algunas personas hacen ayunos o dietas extremas que en un principio generan aparente bienestar, pero que a la larga tienen el efecto yoyó. Así pues, lo más adecuado, es hacer una depuración de forma orgánica, no drástica e ir cambiando en una dirección más estable e inteligente. Ayudar a nuestros órganos a depurar para sintonizar con la danza emergente en la naturaleza, puede ser muy sencillo y positivo.

Para mantener el hígado y la vesícula en buen estado:

Evita comer en exceso incluso alimentos adecuados; evita alimentos con grasas saturadas, alimentos cárnicos, aves, huevos y lácteos.

Evita los azúcares simples incluyendo la miel, bollería, zumos de naranjas y harinas refinadas, el consumo inadecuado de sal especialmente sal refinada, químicos y sustancias artificiales, alimentos deshidratados, enlatados y alcohol.

El hígado, es un órgano tan importante que en el clásico del emperador amarillo, la antigua autoridad sobre filosofía y medicina oriental, se le comparaba al hígado con el general, el segundo al mando junto con el corazón.

Vamos a conocer un poco las funciones del hígado y la vesícula.

El hígado ejecuta numerosas operaciones en el cuerpo y coordina diversas funciones digestivas, circulatorias y escretoras. Filtra las toxinas de la sangre, produce y transporta la bilis, controla los niveles de azúcar sanguíneo, convierte entre sí los carbohidratos grasos y proteínas, y fabrica hormonas y encimas creando proteínas, en especial las necesarias para la coagulación sanguínea. A la vez es un órgano tan generoso que aunque es imposible vivir sin él, si se ha extirpado en un 80% se autoregenera y continua sus funciones.

La vesícula biliar es un pequeño órgano muscular ubicado cerca del hígado que almacena y secreta la bilis, un fluído digestivo verde amarillento producido por el hígado. La bilis ayuda a emulsionar o digerir las grasas y ciertas vitaminas, y fluye de la vesícula biliar a la parte superior del intestino situada unos centímetros bajo el estómago.

Para nutrir el hígado y la vesícula, elige comer alimentos con la energía emergente que enfríen ligeramente, el hígado tiene una temperatura un poco más elevada que el resto de los órganos. La histeria se asocia a un desequilibrio en árbol (hígado) y antiguamente se daba como tratamiento  una pequeña cucharilla de vinagre, sabor ligeramente ácido que tiene la cualidad de enfriar para calmar el episodio, por esto la cebada, cereal que refresca es recomendada en esta estación. También las hojas y brotes tiernos verdes, los germinados, cebollinos, cebolletas, apio, setas, espárragos, alcachofas, achicorias, las hojas verdes de los rábanos, las hojas verdes de los nabos, la col china, la acelga china, el pepino, las judías verdes, los guisantes tiernos, las cebolletas y los ajos tiernos, el bulgurt, couscous, el trigo, la avena, las lentejas, la pasta, los fermentos, las ciruelas, el sabor ácido presente en el zumo de mandarina, zumo de limón, asi como las algas wakame, las bayas y frutillas.

Todos estos alimentos que refrescan ligeramente sin que nos desvitalicen para hacer la transición del invierno al verano.

Un flujo fluido de energía árbol a través del hígado y la vesícula representan tolerancia, paciencia, resistencia, visión clara, entusiasmo, constancia, flexibilidad, capacidad de adaptación, alegría, espíritu de aventura, generosidad, ética, entereza, cooperación, orden, sensibilidad a las necesidades de los otros, ser confiado, romántico, inspirador, asertivo, visionario, buen humor, el elemento árbol representa la comunicación, el pionero, el mensaje, la inspiración, por ello el hígado debe estar libre de toxinas y estrés.

Sugerencias útiles para beneficiarte del flujo árbol:

El hígado quiere descanso, por tanto las cenas tarde, el estrés, la presión familiar o laboral, el exceso de calor, la ropa sintética, el uso prolongado de ordenadores y la TV, son también factores externos que afectan.

• Mastica muy bien cada bocado hasta hacerlo papilla en la boca.
• Come menos cantidad.
• Cena pronto.
• Si ya tienes problemas hepáticos, un poco de ayuno bien.
• Muchos de los problemas en el aparato reproductor femenino estás relacionados con los órganos de energía árbol, danzar, especialmente danza del vientre, ayuda a que el ki estancado fluya y se corrija o mejore esta disfunción.

Caminar especialmente a primera hora de la mañana, si es posible descalzo sobre la yerba aún húmeda, nos conecta naturalmente con la infinita manifestación creativa de esta estación.

Desde el diagnóstico oriental, el elemento árbol en desequilibrio se manifiesta en el entrecejo con líneas muy acentuadas. En la actitud postural con manos cerradas en puño y una actitud militar.

El estado de los tendones, nervios, uñas, ojos, reflejan la condición del hígado y la vesícula.

Las cocciones que más ayudan al elemento árbol son el vapor, escaldado, cocciones más cortas, hervidos, salteados más ligeros, pickles, fermentos cortos, donde predomine el sabor ácido o agridulce. Cocciones todas estas que aporten frescura.

Recetas de primavera

SOPA RECONSTITUYENTE

Propiedades energéticas: la cebada es refrescante y purificadora, ayuda a drenar toxinas, fortalece el hígado y calma las emociones, embellece la piel, reconstituye en primavera.

Ingredientes:
1 vaso de cebada perlada

10 gr de algas wakame
1 zanahoria
1 tira de apio
1 cebolleta
1 trozo pequeño de col
1 pizca de sal

Elaboración:
Dejar  a remojo la cebada previamente lavada. Llevar a una olla la cebada con su agua de remojo, las algas cortadas en trozos pequeños y 1 litro de agua. hacer hervir 20 min.
Añadir el resto de los ingredientes cortados en cuadros, reservando la parte verde de las cebolletas.
Rectificar de sal y servir con la parte verde de las cebolletas a rodajas.

CALDO DEPURATIVO MEDICINAL PARA EL HIGADO

Propiedades energéticas: depura y ayuda a eliminar grasa pesada acumulada en invierno.

Ingredientes:
1 tallo de apio de 5 cm.

100gr de col verde.
Una cebolleta con sus tallos.
un rábano.
½ limón.

Elaboración:
Cortar los ingredientes en trozos pequeños.

Añadir 1 litro de agua, hervir, bajar el fuego y cocer durante 20min. Colar, reservar el caldo y tomar con unas gotas de zumo de limón.

CREMA DE GUISANTES TIERNOS A LA MENTA

Propiedades energéticas: refresca, eleva el ki.

Ingredientes:
una cucharada de aceite de oliva

2 cebolletas
½ kg de guisantes frescos
1 manojo grande de perejil
1 manojo de menta

Elaboración:
Calentar el aceite, añadir la cebolla cortada en cuadritos, saltearla por 1 min.

Agregar los guisantes y el perejil, una pizca de sal, y agua que lo cubra.
Llevar a hervor y reducir el fuego a medio/bajo durante 15 min.
Añadir la menta y apagar el fuego.
Triturar en la batidora y servir con alguna hoja de menta.

ENSALADA DE BULGURT CON SALSA DE CIRUELAS

Propiedades energéticas: relajante y reconstituyente del hígado, refrescante, nutritiva y energética. Calma, reconforta y ayuda a descontraer los músculos. Ayuda a bajar la irritabilidad y evacuar.

Ingredientes:
1 vaso de 250gr de bulgurt

1 ½ vaso de agua
una pizca de sal
30gr de semillas de sésamo negras
150gr de perejil
3 rábanos
una zanahoria
2 endivias
1 limón
Aceite de oliva

Elaboración:
Llevar a hervor el agua con una pizca de sal. Añadir el bulgurt, bajar el fuego hasta que el bulgurt se beba todo el caldo, destapar y cambiar de recipiente para enfriarlo.

Cortar muy fino el perejil, rallar el rábano y la zanahoria, rociar con unas gotas de limón y reservar.
Tostar las semillas de sésamo, mezclar todos los ingredientes con el bulgurt, añadir el aceite de oliva y el zumo de limón, mezclar bien y rellenar las endivias. Servir con la salsa de ciruelas.

SALSA DE CIRUELAS

Ingredientes:
150gr de ciruelas pasas sin hueso, remojadas previamente en agua que las cubra durante 30min.

Triturar.

TEMPHE AL ESCABECHE

Efectos energéticos: altamente nutritivo y protéico, tonifica y refuerza el hígado y los intestinos, ideal en momento de bajadas inmunológicas. Plato refrescante, activa personas con falta de chispa.

Ingredientes:
1 bloque de temphe 200gr
3 cebollas
3 zanahorias
4 dientes de ajo
3 cucharadas soperas de shoyu
4 cucharadas soperas de vinagre de arroz
2 hojas de laurel.

Preparación:
Cortar el Temphe en tiras y macerar durante 3 horas en tres volúmenes de agua, shoyu, laurel, y el ajo fileteado
Cortar las cebollas en medias lunas y las zanahorias en diagonal proporcional al tamaño del corte del temphe.
Saltear las cebollas y las zanahorias en un poco de agua y una pizca de sal. Añadir el temphe y seguir salteando durante 5 min.
Agregar el caldo de la maceración, tapar y cocer 20 minutos a fuego bajo, agregarle el vinagre de arroz y cocer 5 min. más.

ENSALADA DE ALGAS WAKAME

Propiedades energéticas: refrescante, remineralizante, regenera la calidad de la sangre, estimula la producción de hormonas, mejora las secreciones del hígado.

Ingredientes:
3 tiras de algas wakame
1 pepino
1 mandarina en gajos
2 cucharadas soperas de vinagre de arroz
1 cucharita de concentrado de manzana
unas gotas de shoyu.

Elaboración:
Cortar las algas wakame a trozos y poner a remojo.

Filetear el pepino y llevarlo en un cuenco con água a la nevera durante ½ hora.
Cortar las mandarinas en gajos.
Mezclar todos los ingredientes, eliminando el agua del remojo de las algas y de los pepinos.

FRESAS CON NATA DE ARROZ

Propiedades energéticas: da confort emocional, energético, calmante del hígado.

Ingredientes:
1 kilo de fresas
un limón
50 ml. concentrado de manzana
1 cucharada sopera de pasta de umeboshi
50 ml puré de almendras
1 bol crema de arroz
melaza de arroz al gusto.

Preparación:
Cortar las fresas al medio y dejar macerando con una pizca de sal y unas gotas de limón.
Preparar la nata con la crema de arroz, una cucharada de pasta de umeboshi, 50 ml de  puré de almendras, 50 ml de concentrado de manzana, melaza de arroz al gusto.
Mezclar los ingredientes con la batidora hasta conseguir una salsa fina. Servir en cuencos encima de las fresas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *