El cabello refleja el estado de los riñones

pelo1

En las 5 transformaciones de la energía, el cabello corresponde a la transformación agua (riñones/vejiga), de manera que la calvicie, la fragilidad capilar y la caída del cabello tienen que ver en gran medida con el estado de nuestros riñones.

Por tanto, para cuidar adecuadamente el cabello, hemos de cuidar de dentro hacia afuera. Los alimentos que debilitan los riñones o la energía primigenia en el cuerpo (energía agua), consecuentemente debilitarán el cabello.

Los riñones conservan la esencia vital y la distribuyen a todo el resto del organismo. Por medio de la sangre y de los procesos de respiración, alimentación y digestión, los órganos reciben energía, si algún órgano del cuerpo tiene un exceso de energía, el riñón lo almacenará para suplir futuros déficit que pudieran presentarse en cualquiera de los órganos.

«Los riñones, podríamos decir, son el banco de energía del cuerpo», y por este motivo cuando tomamos café, que tenemos una subida casi inmediata de pseudo vitalidad, no es otra cosa que una hipoteca que hacemos a los riñones, pero en definitiva es una pérdida de los ahorros de energía vital que ya no recuperamos.

Cuando la esencia vital del riñón es débil, la salud es débil, cuando la esencia del riñón se acaba la vida termina.

La esencia propia de los riñnes se relaciona con las funciones de reproducción, crecimiento y desarrollo. La energía agua genera los huesos, la médula y nutre el cerebro. Está vinculada a los huesos, dientes, orejas, audición, sangre, tanto el cabello como las cejas  y vello público.

Los riñones controlan la cantidad de agua y sal que debemos consumir, un exceso de sal, de agua, que pueden ser frutas o zumos de frutas, líquidos, agua y alimentos fríos, azúcares simples, como helados, debilitan los riñones y este debilitamiento se refleja entre otras zonas en el cabello.

El pelo se puede comparar a una planta en crecimiento, si la tierra en la que crece la planta es demasiado húmeda, se puede arrancar fácilmente, igual ocurre con el cabello. Desde la glándula sebácea hacia abajo se encuentra la raíz del pelo, si esta región está demasiado húmeda por el consumo excesivo de líquidos, fruta y azúcares simples incluyendo alcohol, el cabello empieza a caerse. Aquí podríamos denominar que la causa es yin.

Por otro lado, si la tierra fértil se transforma en una tierra seca como la arena, las plantas se podrán arrancar fácilmente. Un exceso de sal y alimentos salados yang harán que perdamos el cabello.

En  el diagnóstico facial, la parte superior de la frente se corresponde a la vejiga, cuando esta zona empieza a sudar, indica que estamos excediendo nuestra capacidad de líquidos y la vejiga descarga el líquido y como consecuencia se empieza a  perder el cabello de la parte delantera de la cabeza. Este tipo de calvicie suele ir acompañada de micción frecuente.

Cuando el cabello se cae del centro de la cabeza, alrededor de la espiral, se debe a un exceso de alimentos secos, salados y cárnicos yang. Esta parte de la cabeza corresponde al duodeno e intestino delgado y la caída del cabello indica que hay disfunciones  en estos órganos.

Es curioso ver como la caída del cabello se acentúa en otoño y primavera. La caída del cabello en primavera es de origen más yang, normalmente viene como consecuencia de haber tenido una alimentación más yang, más sal y proteína animal en invierno.
La caída del cabello en otoño, es consecuencia de una alimentación más yin en verano, más fruta cruda, excesos de líquidos y alimentos fríos.

Cuando la caída del cabello se produce hacia las sienes, las famosas entradas, también tiene que ver con el exceso de aceites o alimentos oleaginosos, y un mal funcionamiento de la vesícula biliar.

Como hemos visto la energía agua, o energía del riñón se relaciona intrínsecamente con la salud del cabello. El sueño tiene un vínculo estrecho con la energía vital del riñón, es necesario descansar y dormir al menos 8 horas diarias para cultivar la energía ancestral de los riñones, que podríamos decir también que son el legado de nuestros antepasados.

Si nos vamos a la cama después de las 12 de la noche, día tras día, nuestro KI de riñón se debilita y el cabello comienza a caerse.

Los riñones se nutren con alimentos de la transformación agua, especialmente de legumbres  como las azukis, del sabor salado en pequeñas cantidades como la sal marina no refinada, el miso, el shoyou; entre los cereales el trigo sarraceno. Las algas y muy específicamente el alga kombu nutren y tonifican, riñones, huesos y cabello.
Demás de la pérdida del cabello, existen otros aspectos del cabello que reflejan una baja energía agua.

Las Canas
Cuando una persona es anémica, el pelo, las uñas y la tez del rostro se convierten de un color  más blanco. Este es el resultado de una mala circulación por tomar demasiada grasa, que obstruye las arterias y las venas, o demasiada sal que produce contracción . Si empezamos a consumir demasiados productos animales, así como demasiada sal, especialmente sal común, el pelo se pone blanco prematuramente.
Se dice tradicionalmente que las semillas de sésamo negro tostadas alivian esta condición.

Cabello rizado
Pero si hemos abusado de demasiada fruta, zumos de fruta, azúcar, medicamentos o drogas «yin», el cabello  se puede rizar y puede estar indicando que los órganos sexuales están perdiendo su equilibrio.

Puntas rotas
Se debe al exceso de alimentos yin y desvitalizados, bebidas azucaradas con gas, y están reflejando un desequilibrio en el sistema digestivo, en concreto en las vellosidades intestinales.

Cabello seco
El cabello seco, no sólo refleja un excesos de producto yang, sino también, una carencia de aceite en la dieta.

Caspa
Desde el punto de vista de la macrobiótica, no es más que la descarga de exceso, sobre todo de proteínas animales y exceso de comida.

El estrés y el estilo de vida moderno, contribuyen a la pérdidas y daño del cabello. Es determinante, pues, seguir una dieta que fortalezca y revitalice los riñones a la vez que reducir el nivel de estrés para disfrutar de un cabello sano y bello.

A partir de una dieta inteligente podemos emplear algunos remedios caseros y recetas de cocina que van a potenciar la recuperación y el mantenimiento de una bonita cabellera.

Recetas

Para el cabellos seco y quebradizo
Algas hijiki con shoyou

Ingredientes:
Un puñado de algas hijiki
1 cucharada sopera de shoyou
Un chorro de aceite de sésamo
Jengibre
Pimienta
Zumo de limón

Elaboración:
Dejar a remojo las algas.
Cambiar el agua del remojo.
Cambiar a un cazo con agua.
Añadir el shoyou y aceite de sésamo
Hervir las algas en generosa agua hasta que el líquido se reduzca totalmente y las algas se deshagan.
Añadir zumo de jengibre, un poco de pimienta recién molida y unas gotas de limón.

Remedio casero
Para la calvicie o caída del cabello

Zumo de ciruelas de umeboshi
Aplicar durante varios días el zumo de ciruelas de umeboshi masajeando las zonas de pérdida de cabello.

Aceite de sésamo
Cepillar muy bien el cabello con un peine de cerdas naturales (madera), de manera que descargue la energía estática de ordenadores y dispositivos electrónicos.

Untar el aceite de sésamo de las raíces a las puntas.
Envolver la cabeza en una toalla caliente y dejar actuar durante una hora antes de lavar con un champu natural.

Cocción que revitaliza los riñones
Kimpira de bardana y zanahoria con algas hijiki

Ingredientes:
1 bardana o salsifís  mediana
1 zanahoria mediana
3 cucharada de algas hijiki previamente remojadas
Una cucharada de sésamo tostado
Aceite de sésamo
Shoyou
Zumo de jengibre
Te kukicha

Elaboración:
Cortar la zanahoria y la bardana tipo cerillas
Pincelar una sartén con aceite de sésamo
Saltear la zanahoria y la bardana con una pizca de sal
Añadir las algas hijiki
Incorporar un dedo de té kukicha
Tapar y dejar cocer hasta que la  bardana esté blanda
Agregar el zumo de  jengibre, servir con sésamo tostado.

Ensalada de algas árame
Aporte de minerales y grasas naturales para nutrir un cabello seco

Ingredientes:
Un puñado de algas árame dejadas a remojo

3 cucharadas de avellanas tostadas
Un manojo de berros
Un trozo de jengibre
Shoyou
Una cebolla morada
Unos orejones
Aceite de oliva
Vinagre de arroz

Elaboración:
Dejar a remojo las algas arame

Tostar las avellanas y trocearlas
Cortar la cebolla a cuadritos pequeños
Mezclar las avellanas con las algas los berros y los orejones.
Hacer una vinagreta con el shoyou, el vinagre de arroz y el aceite de oliva
Aderezar.

Condimento de sésamo negro
Contribuye a oscurecer la cana, a retrasar su aparición ,también a fortalecer el folículo piloso y de paso huesos y dientes.

Ingredientes:
100 gr de sésamo negro previamente lavado y puesto a secar en un colador

10 gr de alga dulce
Jengibre en polvo

Elaboración:
En una sartén gruesa, puede ser de hierro fundido, tostar el alga dulce hasta que adquiera una textura muy crujiente y cambie de color.
Calentar una olla profunda, preferiblemente de dos asas, añadir las semillas de sésamo y tostar removiendo constantemente.
Sabemos que el sésamo está en su punto cuando lo trituramos entre las yemas de los dedos y se hace harina.
Mezclar con el resto de los ingredientes.
Colocar una cucharilla sobre las verduras todos los días.

Para cabello muy seco, aporta una buena cantidad de minerales y proteína, también contiene pro vitamina A.

Tempura de nory

Ingredientes:
Una hoja de nory partida en cuatro pedazos
Harina de espelta
Agua con gas
Una pizca de sal marina
Aceite de sésamo para freír
Semillas de sésamo
Daikon rallado por la parte más fina del rallador

Elaboración:
Mezclar el agua con la harina y la pizca de sal, hasta formar una masa untuosa
Disponer de las semillas de sésamo en un plato
Rebozar la mitad del alga nory en la mezcla de la harina
Pasar por las semillas
Freír en aceite caliente
Servir con Daikon rallado

Un comentario de “El cabello refleja el estado de los riñones

  1. Pingback: 金 Elemento Metal: Pulmón e Intestino grueso – 衛氣

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *